domingo, 11 de septiembre de 2011

Luna

A veces te miro como lo hago con la luna:
Como si tuviera todo el tiempo del mundo.
Tratando de impregnarme de cada detalle, no queriendo perderme de ninguno...
Grabando todo en mi cabeza porque nunca sé si  los voy a volver a ver tan lindos.

Y cada vuelta a encontrarnos, ese momento en que levanto mis ojos y soy absorbida por lo que encuentro me pasa lo mismo: 
nunca de la misma manera, pero siguen tan bellos y llenando mis sentidos como siempre... 

2 comentarios:

FacuZ dijo...

Me imagino la fuerza centrifuga que se genere en vos, cuando esta él.

Muy tierno.


Un beso Piba,
Facu.

angelcifu dijo...

bailemos pues, este vals de las miradas, salpicadas por la distancia de una misma luna triste y cálida.